Important Information to Know About Ongoing Negotiations and Strike Notice — Read More

Health Library

View in English

Profesionales de la salud: Patólogos

¿Qué es la patología?

La patología es una especialidad médica que hace estudios de laboratorio con órganos extraídos quirúrgicamente, tejidos (procedentes de biopsias) y fluidos corporales. 

¿Qué es un patólogo?

Un patólogo es un médico que analiza e interpreta muestras de laboratorio para diagnosticar afecciones médicas, como el cáncer o las infecciones. También hace estudios de laboratorio después de que fallezcan algunas personas para averiguar cuál es la causa de su muerte. 

¿Por qué alguien puede necesitar a un patólogo?

Los patólogos diagnostican afecciones como: 

También hacen: 

  • autopsias (encontrar la causa de la muerte)
  • análisis de sangre, orina y otros fluidos corporales
  • cultivos (pruebas que analizan la presencia de virus, bacterias y hongos en una muestra)
  • pruebas genéticas
  • la prueba del sudor para detectar la fibrosis quística.  

¿Cuál es su formación? 

La formación de un patólogo incluye típicamente:

  • 4 años de formación pre-médica en una universidad
  • 4 años de formación médica —un título de doctor en medicina (MD, por sus siglas en inglés) o de doctor en medicina osteopática (DO, por sus siglas en inglés). 
  • 3 años de formación en un programa de residencia en patología anatómica o clínica.  

También puede tener:

  • experiencia en un área de subespecialización (como la patología pediátrica, la patología quirúrgica, la patología forense o la neuropatología tras 1-2 años de formación en un programa de investigación. Un médico investigador de alto rango es un médico que se ha formado más en su especialidad después de haber completado tanto los estudios universitarios como la residencia. 

Información interesante 

Los patólogos colaboran estrechamente con médicos como los oncólogos, los cirujanos y los radiólogos para ayudarlos a diagnosticar afecciones médicas y guiarlos en su tratamiento. Aunque la mayoría de los patólogos no trabajan directamente con los pacientes, hay algunos que sí se relacionan con estos últimos en algunos tratamientos (como las transfusiones de sangre) y procedimientos (como las aspiración de médula ósea).